El Director de Antifraude traslada a la Presidenta Borràs la necesidad de asumir competencias en materia de protección de alertadores y conflictos de interés

El Director de Antifraude, Miguel Ángel Gimeno, ha planteado esta propuesta en el primer encuentro institucional con la Presidenta del Parlamento de Catalunya, Laura Borràs, que ha tenido lugar esta tarde en la cámara catalana y a la que también ha asistido el Director adjunto de Antifraude, Joan Xirau

En el marco de este encuentro, la Dirección de la Oficina Antifraude ha mostrado la voluntad de establecer más mecanismos de comunicación con la cámara catalana para canalizar de manera permanente las estrategias, propuestas e iniciativas de Antifraude y mejorar así la transparencia y rendición de cuentas con la ciudadanía

Primer encuentro entre la Presidenta del Parlamento, Laura Borràs, y el Director de Antifraude, Miguel Ángel Gimeno
Primer encuentro entre la Presidenta del Parlamento, Laura Borràs, y el Director de Antifraude, Miguel Ángel Gimeno

30 de junio de 2021. El Director de la Oficina Antifraude de Catalunya, Miguel Ángel Gimeno, y la Presidenta del Parlamento de Catalunya, Laura Borràs, se han reunido esta tarde en la cámara catalana, donde han mantenido su primera reunión institucional . En el marco de este encuentro, Gimeno, que ha estado acompañado por el director adjunto de Antifraude, Joan Xirau; ha trasladado a la presidenta Borràs la necesidad de establecer más canales de comunicación estables y sólidos con la cámara legislativa catalana, a través de los cuales, más allá de presentar los resultados anuales de la memoria de la oficina anticorrupción, se puedan canalizar las estrategias, propuestas y/o iniciativas y actuaciones impulsadas por Antifraude para poder ampliar su transparencia y rendición de cuentas con la ciudadanía catalana.

El equipo directivo de la Oficina Antifraude ha manifestado a la Presidenta Borràs la urgencia de desarrollar una ley de protección de las personas alertadores, en el marco de la Directiva Europea, que debe estar transpuesta el 17 de diciembre de este año, teniendo presente el consenso existente que Antifraude asuma las competencias como institución de protección de los alertadores. Sin embargo, Gimeno también ha trasladado a la Presidenta del Parlamento la voluntad de asumir competencias en materia de gestión de conflictos de interés.

En cuanto al reconocimiento de potestad reglamentaria a la Dirección de la Oficina Antifraude de Catalunya, Gimeno ha recordado que se presenta como necesario disponer de esta potestad para poder desarrollar la estructura organizativa de la Oficina y adaptarla a las nuevas necesidades, que genera la mejor prestación del servicio público que tiene encomendado la institución de una manera ágil y eficiente para poder dar respuesta, por ejemplo, el incremento de denuncias que ha experimentado Antifraude en los últimos tres años y medio.